La fotografía en la intimidad del libro

 

Entrevista a Pablo Ortiz Monasterio
por José Raúl Pérez (Publicada en 1996)

 

Pablo Ortiz Monasterio es fotógrafo desde 1976. Ha tenido más de 20 exposiciones individuales y participado en más de 50 colectivas en México y el extranjero; también ha publicado siete libros de su propia obra. Como editor y diseñador de libros de fotografía, ha tenido a su cargo las colecciones México indígena y Río de luz. Fue director fundador de la revista de fotografía Luna córnea.

 

JRP: Todos lidiamos diariamente con libros, sin embargo, mientras que para algunas personas el libro es simplemente parte del paisaje cotidiano, para otras es un objeto entrañable, un objeto al que se acude recurrentemente. ¿Qué es un libro para ti?

 

POM: Primero que nada respondería impulsivamente en lo que se ha convertido para mí en estos últimos 20 años. Inicialmente era esa referencia infantil y juvenil pesada, un espacio donde había que recurrir para aprender. Conforme pasa en tiempo, en los años 70’s que me inicio en la fotografía, me doy cuenta que los mejores elementos fotográficos, las mejores fotografías, los mejores conjuntos, las influencias más fuertes que yo recibía en mi formación era en los libros. Los libros son los que a mí me formaron, básicamente los libros fotográficos, y a partir de ahí me doy cuenta que el libro es, sin duda, el vehículo ideal para difundir la fotografía. Caigo en esta conciencia y a partir de esto me vuelvo editor, diseñador gráfico, lo que no era y para lo cual no tenía la formación profesional. Entonces, el libro se convierte como en una meta. En estos 20 años se ha convertido en algo entrañable, se ha apoderado de mí, de mi vida, de mi historia, de mi memoria y se ha vuelto una obsesión en el sentido de que ha ocupado la mayor parte de mi tiempo.

 

Durante ese periodo, ¿cómo cambió tu visión de las posibilidades del libro? ¿Qué es lo específico del libro de fotografía, qué lo hace especial?

 

Con el tiempo me di cuenta que el libro en sí mismo entraña un lenguaje, que la fotografía en el libro tiene una cierta lógica y hay que estudiarla para saber cómo funciona la lectura, para saber cómo plantearlo. El libro tiene una lógica de lectura. Con esto quiero decir: se lee de principio a fin, de izquierda a derecha, tiene toda una serie de órdenes. Nosotros heredamos ese objeto milenario y, por otro lado, ciertas influencias fundamentales de otros lenguajes de este siglo que yo ubicaría en primerísimo plano: el cine, el cómic y la fotonovela, lenguajes visules que han ido planteando códigos de cómo leer las imágenes. El cine, nos ha enseñado a pensar que, si tú tienes una toma de una señora y luego hay un corte de unos niños jugando, éstos son sus hijos o a lo mejor eso está pasando simultáneamente. En fin, hay una serie de códigos de cómo se leen las imágenes. Nosotros heredamos esos códigos, y sobre todo enfatizo el cómic y la fotonovela porque son imágenes fijas, aunque finalmente son lenguajes derivados del cine en cuanto a que hay una cierta estructura de narrativa visual que, aplicada a los libros que ahora hacemos, genera esto que llamo yo los libros visuales.

 

 

Regresar a Índice Mover a siguiente página
Página 1/5

 

 

PERFIL | CONTACTO | INICIO
Copyright © 1992 - 2010 José Raúl Pérez

Diseñado por eSYNTAX